26 de Junio, 2017
Radio Mercosur
América

¿Cómo se beneficiarán los mexicanos de no necesitar visado para entrar a Canadá?

En una época en la que algunos en América del Norte apoyan la idea de construir muros y de limitar la inmigración, otros en esta misma parte del mundo parecen caminar en la acera de enfrente.

Responsive image
Así, a partir del 1º de diciembre los ciudadanos de México ya no necesitarán un visado para ingresar a Canadá.
 
El primer ministro canadiense Justin Trudeau hizo el anuncio en compañía del presidente mexicano Enrique Peña Nieto, quien está realizando la primera visita de Estado de un mandatario mexicano a Canadá en 15 años.
 
"El movimiento ordenado y legal de personas es una responsabilidad que ambos países comparten. Esperamos la llegada de más visitantes, estudiantes y empresarios mexicanos a Canadá", señalaron en una declaración conjunta.
 
Como suele suceder en estos casos, el beneficio se otorga a cambio de algo.
 
Por ello no fue casualidad que el mismo día México aceptara reabrir a partir de octubre el mercado para las exportaciones canadienses de carne vacuna, vetadas desde 2003 tras casos de encefalopatía espongiforme bovina o el "mal de la vaca loca".
 
La imposición de los visados a mexicanos fue establecida inesperadamente en 2009 con el argumento esgrimido por el gobierno conservador de Stephen Harper de que se había dado un incremento notorio de mexicanos que pedían asilo en el país.
 
La medida había generado cruces diplomáticos y el vínculo entre ambos países no había sido el mejor.
 
Pero con la llegada de Trudeau al poder el año pasado, quien en campaña había prometido eliminar el requisito, el vínculo bilateral ingresa ahora en una nueva etapa.
 
"Es importante porque genera un flujo de mucho más robusto en términos turísticos", le dice a BBC Mundo Adolfo Laborde, profesor de Relaciones Internacionales del Instituto Tecnológico de Monterrey.
"Eso también dinamiza las buenas relaciones de amistad que existen y también promueve la inversión y el comercio en un segundo término", agrega.
 
"Nuestros amigos mexicanos"
 
"Vamos a cooperar con los funcionarios mexicanos durante los siguientes meses para preparar este cambio", señaló Justin Trudeau.
 
"Esto hará que los mexicanos, nuestros amigos mexicanos, puedan viajar a Canadá y así hacer crecer nuestras economías y nuestras comunidades", añadió.
 
El año previo a la imposición del visado casi 260.000 mexicanos visitaron Canadá pero los números cayeron en los años posteriores a menos de la mitad.
 
Aunque el turismo se ha ido recuperando y está previsto cerrar este año con casi 200.000 visitantes, Canadá espera que la cantidad aumente considerablemente a partir de los próximos años.
 
"La visa canadiense fue criticada por ser demasiado invasiva, los mexicanos aseguraban que se exigía demasiada información personal", le dice a BBC Mundo Laura Dawson, directora del Canada Institute del Wilson Center, un centro de análisis con sede en Washington, EE.UU.
 
Como resultado, añade, "muchos mexicanos evitaron viajar a Canadá".
 
"Esto dio lugar a una pérdida de dólares del turismo y de inversión de Canadá y un enfriamiento de las relaciones entre los dos países".
 
En un principio, admite Laborde, el anuncio "tiene un impacto político más que comercial y económico pero en una segunda parte también puede tener otros beneficios".
 
Esperamos los beneficios económicos y sociales que la cancelación del requisito del visado traerá a ambos países, especialmente para la clase media canadiense".
 
La experta pone el ejemplo de los empresarios que buscaban viajar a Canadá para explorar futuras alianzas estratégicas en el terreno comercial y se veían desalentados por lo engorroso del trámite del visado.
 
"Hoy ya no va a haber eso y posiblemente se genere una serie de dinámicas que nos permita pensar que va a haber una fluidez en términos de personas que puede dar como resultado la ampliación de los negocios", explica Laborde.
 
Ahorro en tiempo y dinero
A partir del 1º de diciembre aunque los mexicanos no necesiten visa para ingresar como turistas, sí tendrán que obtener la Autorización Electrónica de Viaje (eTA, por sus siglas en inglés), al igual que el resto de los ciudadanos de los países a los cuales Canadá no exige visa, con excepción de Estados Unidos.
 
Los mexicanos que quieren trabajar o estudiar en Canadá todavía deberán adquirir los permisos correspondientes antes de viajar al país.
 
La trascendencia de los vínculos económicos entre ambos países es evidente. Con un comercio bilateral de US$20.000 millones al año, México es el tercer socio comercial de Canadá y Canadá es el tercero de México también.
 
"Esperamos los beneficios económicos y sociales que la cancelación del requisito del visado traerá a ambos países, especialmente para la clase media canadiense", señaló Trudeau.
 
Sin embargo, los efectos concretos, por el momento, no están tan claros. Por lo pronto, los mexicanos que quieran visitar el país ahorrarán tiempo en trámites y dinero.
 
El costo actual de la visa es de 100 dólares canadienses o 1.375 pesos mexicanos (unos US$75).
A partir de diciembre por la eTA, que tiene una vigencia de cinco años o hasta que expire el pasaporte, deberán desembolsar 7 dólares canadienses por un trámite en línea que se realiza en minutos.
 
Dudas en Canadá
A Trudeau se le preguntó en una conferencia de prensa tras el anuncio sobre el efecto concreto de esta medida y sobre los comentarios de un eventual incremento en los pedidos de asilo y un impacto en la seguridad del país.
 
El primer ministro se abstuvo de responder directamente y mencionó a las comunidades que dependen del turismo.
 
"Ahora van a poder acoger más visitantes mexicanos que vendrán a gastar dinero y a participar en el descubrimiento de nuestro gran país", afirmó.
 
De acuerdo a los medios canadienses, no todos en el gobierno estaban de acuerdo con la medida.
Desde la agencia migratoria se habría advertido a Trudeau de que ciudadanos de otros países podrían aprovechar a México para ingresar ilegalmente al país y que la decisión podría desembocar en un aumento de las peticiones de asilo de mexicanos en Canadá.
 
El diario The Globe and Mail informó que el primer ministro canadiense estaría dispuesto a volver a imponer algunas restricciones en caso de que se disparen las solicitudes de asilo de los mexicanos.
En un mundo donde el lenguaje de odio, racismo y discriminación aún persiste, Canadá destaca por su compromiso con la inclusión"
 
Enrique Peña Nieto, presidente de México.
 
Esos pedidos, algunos de ellos fraudulentos, se triplicaron entre 2005 y 2008 y totalizaron un cuarto de todas las solicitudes recibidas por el país. Eso llevó al gobierno de ese momento a introducir el requisito del visado.
 
"Existe la preocupación de que los mexicanos podrán ahora utilizar Canadá para acceder a Estados Unidos por la puerta trasera. Aunque todavía se está trabajando en los detalles, parece que hay varias salvaguardas para prevenir esto", considera Dawson.
 
Entre ellas menciona que los mexicanos deberán aplicar a la eTA y que esa información podría ser compartida entre Canadá y EE.UU. para minimizar los riesgos.
 
Por el momento, tanto México y Canadá celebran el acercamiento y aguardan que no dé lugar a inconvenientes.
 
"En un mundo donde el lenguaje de odio, racismo y discriminación aún persiste" su gobierno, dijo el presidente mexicano sobre Canadá, "destaca por su compromiso con la inclusión".
 
Ambos gobiernos esperan que eliminar el requisito del visado sea un primer paso para que esta "relación renovada" entre ambos, en palabras de Peña Nieto, empiece a despegar.
 
Fuente: BBC Londres - Juan Paullier - BBC Mundo, Ciudad de México