27 de Mayo, 2017
Radio Mercosur
Mundo

Frigoríficos uruguayos redoblan su apuesta en Sial China

La venta de cortes uruguayos por Internet creció 200%.Desde la región, uno de cada tres kilos de carne vendidos a China es de Uruguay

Responsive image
China sigue posicionándose como el principal importador de carne bovina uruguaya y menudencias. El crecimiento en las ventas es de 16,26% hasta el pasado mes de abril y aún quedan nichos de mercado para productos de mayor valor, que no fueron explotados por la industria uruguayas.
 
El mes pasado, China concentró más del 60% del total de carne vacuna congelada exportada por Uruguay y la carne uruguaya está representando alrededor del 20% del total para los importadores chinos. A nivel del Mercosur, uno de cada tres kilos tiene por destino China. Una de las metas de la carne uruguaya en este mercado —al igual que en otros— es la diferenciación y la valorización del producto. Parte de ese camino es la venta de algunos cortes vía Internet, porque el comercio electrónico en China está muy desarrollado.
 
En el gigante asiático la empresa Casti Beef, liderada por el broker Daniel Castiglioni ya lleva dos años de ventas de cortes uruguayos por Internet y su principal aseguró a El País que "aumentaron 200%", por lo que la empresa, "mediante un sistema de agentes oficiales busca expandirse por distintas ciudades de China".
 
La carne mantiene un buen posicionamiento porque Uruguay "es un proveedor estable y de muchos años en este mercado", afirmó Castiglioni. Los importadores chinos "valoran la uniformidad de producto y la estabilidad de la calidad de nuestra carne en los últimos cinco años. Uruguay se posiciona como un proveedor seguro", agregó el empresario afincado en China.
 
SIAL
 
Con ese desafío de encontrar un camino para valorizar más el producto y diferenciarse, principalmente de las carnes australianas —principal competidor de Uruguay en China— es que una delegación de industriales de los principales frigoríficos y brokers del sector cárnico, van a participar de Sial China 2017, en Shanghai que va del 17 al 19 de este mes.
 
Con el apoyo del Instituto Nacional de Carnes (INAC) las carnes uruguayas están participando de esta feria alimentaria que es la referencia en Asia desde 2004. Este año, INAC tendrá dos stands que suman 360 metros cuadrados que albergarán 26 empresas: frigoríficos, traders y brokers.
 
La delegación oficial está encabezada por el presidente del INAC, Federico Stanham, acompañados por Gastón Scayola, presidente de Frigorífico San Jacinto y delegado en la Junta del INAC por la Asociación de la Industria Frigorífica del Uruguay (Adifu) y Daniel Mesa, en representación de los productores. También la integra la gerente de Marketing de INAC, Silvana Bonsignore.
 
Expectativa
 
Más allá de la posible concreción de nuevos negocios, para la industria frigorífica uruguaya participar en Sial es tener el pulso del mercado de primera mano.
 
"Si bien el mercado chino logró una recuperación de precios y volúmenes comparados con el año anterior, los valores ofrecidos actualmente se encuentran muy ajustados para lograr la fluidez de negocio buscada por los exportadores", dijo Castiglioni.
 
A su vez, el director ejecutivo de Marfrig para el Cono Sur, Marcelo Secco, aseguró a El País que el mercado "está ayudando a que la carne uruguaya se posicione un poco mejor", pero explicó a la vez que la carne uruguaya "no ha tenido una oportunidad de diferenciación. Obviamente tiene un uso muy adecuado en el segmento industrial y Uruguay se está metiendo en un segmento un poco más gourmet".
 
Según explicó, los frigoríficos que trabajan con cortes un poco más diferenciados, además de vender los mismos productos que vende el resto, buscan saber "a través de un contacto directo con los importadores chinos, cuáles son las oportunidades para seguir".
 
Secco aseguró que en función de los bajos precios de Europa, se da el caso de que algunos cortes que tradicionalmente iban a mercados de la Unión Europea como primera opción, hoy "comienzan a ser competitivos en China" y un caso típico es el del bife angosto congelado.
 
Esa mejora de la competitividad para algunos cortes, según aseguró el industrial, "no es tanto porque no hayamos tenido oportunidad es en China, sino porque se dan dos cosas: los bajos precios de Europa y que el producto uruguayo es un poco más conocido año tras año en China".
 
Por eso, consideró que hay que estar "equilibrando en forma permanente para generar ese diferencial, esas oportunidades para más cortes y a mejor precio".
 
Más alternativas
 
A su vez, Jorge González, director de Solís Meat, otro de los frigoríficos uruguayos que participarán de SIAL China 2017 reconoció que el mercado chino de deja de sorprender por su tamaño y sostuvo que las empresas que están exportando a China "ven un crecimiento permanente". Si bien "no hay grandes variaciones de precios" y "la demanda se mantiene".
 
Para el director de Solís Meat el principal desafío es poder seguir compitiendo con éxito con las demás carnes que ingresan a China —las de Australia, Argentina y Brasil, principalmente— porque Uruguay "tiene costos mayores a los de sus competidores. El principal desafío que tiene hoy Uruguay en toda su producción exportable es mejorar su competitividad".
 
La buena noticia es que todavía hay nichos del mercado chino donde las carnes uruguayas aún no han podido ingresar. "Todos buscamos colocar un producto con mayor valor agregado", afirmó González.
 
Previo a Sial, una delegación oficial del Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca encabezada por el ministro Tabaré Aguerre está en China buscando avanzar en las negociaciones con el gigante asiático, principal comprador de soja, carne, menudencias y lácteos, entre otros productos.
 
Los privados tienen expectativa de que al final de las negociaciones y tras esta nueva misión se consigan más avances que posibiliten a Uruguay diferenciarse del camino de su sanidad y calidad o logrando alguna mejora arancelaria. [El portal Rurales El País contará con una cobertura especial desde Sial China].
 
Piden mejorar el acceso en Corea
 
Uruguay es el único país libre de aftosa con vacunación que logró entrar con su carne vacuna desosada y madurada en Corea del Sur, mercado que hoy "está deprimido", pero no deja de ser un gran logro ese acceso.
 
El director ejecutivo para el Cono Sur del grupo Marfrig, Marcelo Secco aseguró a El País que a Uruguay le queda una tarea muy importante desde el punto de vista sanitario en Corea del Sur, que "es poder acceder con cortes para picar, con block de carne". Respecto a los cortes que están habilitados, confirmó que desde Corea del Sur "hay algunos pedidos de poco volumen y en forma irregular".
 
Secco participará en Corea del Sur de una feria alimentaria que también le permitirá tomarle el pulso al mercado, permitiéndole conocer qué está pasando dentro del mercado coreano con la carne que exporta Estados Unidos y Australia.
 

"La meta es ver las oportunidades de seguir trabajando con ese mercado con el estatus que tenemos hoy, levantar información y si es oportuno, volver a insistir con nuestro MGAP para lograr el ingreso de block de carnes congelados", dijo Secco. Uruguay exportó carne vacuna fresca y algunos tendones al mercado coreano previo a los casos de fiebre aftosa que sacudieron al país en 2.000, pero que sólo afectaron al departamento de Artigas, pero los insucesos de 2001 dejaron por el camino este mercado y otros de gran importancia para la industria. (El País – Montevideo – Uruguay – Pablo Antúnez)