04 de Diciembre, 2022
Radio Mercosur
Política

La Policía de Nicaragua detuvo al Obispo Rolando Álvarez

El obispo es crítico de la dictadura de Daniel Ortega, y lo arrestó

Responsive image
La Policía de Nicaragua ingresó este viernes a la residencia del obispo de Matagalpa, Rolando Álvarez, crítico del gobierno, quien durante las últimas dos semanas fue impedido de salir del lugar para ser investigado por tratar de “desestabilizar” el país.
 
Monseñor Rolando Álvarez camina con el Santísimo por las calles mientras patrullas y policías lo vigilan. 
 
 
“SOS. Urgente. En estos momentos la Policía Nacional ha ingresado a la Curia Episcopal de nuestra Diócesis de Matagalpa” donde se encuentra Álvarez, publicó la propia Diócesis de en su cuenta de Facebook la madrugada de este viernes, sin entregar mayores precisiones.
 
Álvarez, de 55 años, obispo de la Diócesis de Matagalpa y administrador apostólico de la Diócesis de Estelí, es acusado por la Policía Nacional de intentar “organizar grupos violentos”, supuestamente “con el propósito de desestabilizar al Estado de Nicaragua y atacar a las autoridades constitucionales”, aunque de momento no han ofrecido pruebas.
 
“Preocúpense por llevar el traje de fiesta en el Reino de Dios”, escribió Álvarez en Twitter, pocas horas antes de ser capturado.
 
 
El periodista Carlos F. Chamorro, director de Esta Semana y  Confidencial publicó en su cuenta de Twitter que el obispo Álvarez había sido sacado de la curia y llevado en una camioneta con rumbo desconocido.
 
El jerarca, un crítico de la dictadura del presidente Daniel Ortega, fue detenido junto a los sacerdotes José Luis Díaz y Sadiel Eugarrios, primer y segundo vicario de la catedral de Matagalpa de San Pedro, respectivamente.
 
También fueron detenidos Ramiro Tijerino, rector de la Universidad Juan Pablo II y encargado de la parroquia San Juan Bautista; así como los seminaristas Darvin Leyva y Melkin Sequeira, el camarógrafo Sergio Cárdenas y el sacerdote Raúl González.
 
 
Pide su liberación
 
El obispo auxiliar de Managua y exiliado, Silvio Báez, condenó el arresto y pidió a las autoridades liberar y respetar la dignidad de Álvarez.
 
“Con el corazón indignado y dolido condeno el secuestro nocturno de Mons. Álvarez. ¡Quienes lo sepan, digan dónde está mi hermano obispo! ¡Que sus secuestradores respeten su dignidad y lo liberen! De nuevo, la dictadura vuelve a superar su propia maldad y su espíritu diabólico”, escribió en un tuit.
 
Comunitario
 
“La libertad es propia de los derechos humanos”: CEG se solidariza con la Iglesia Católica de Nicaragua tras asedio de Ortega
 
 
Fuente: Prensa Libre
Managua - Nicaragua -
Por AFP Y EFE -  Publicado el 19 de agosto de 2022 a las 7:08h